salud

Adiciones, conocer es prevenir

Cuando pensamos en adicciones, tendemos a imaginar solo la cocaína y la heroína. Pero estas dos son solo algunas de las sustancias que más se consume. En la lista de las que más placer dan de manera inmediata pero que luego terminan convirtiendo la vida de quienes las consumen en un infierno.

Las 5 drogas más adictivas, basándose en su capacidad de estimular la producción de dopamina, el neurotransmisor relacionado con las adicciones, su popularidad, en su capacidad de consumo y en el daño que hace en el cerebro.

1-Heroína: Aunque su consumo es mucho menor que hace 30 años, esta droga sigue causando daño en la sociedad. Su consumo dispara la dopamina en el sistema de recompensa hasta un 200%, todo un (chute Inyectarse droga). De bienestar que hace que sea la más adictiva y peligrosa de las sustancias. A pesar de su gran poder adictivo, no es la droga que más daño hace a la sociedad.

2-Alcohol: La sustancia legal y la que está en un puesto más elevado. Al igual que ocurre con la cocaína, dispara la producción de dopamina. Por ello el 22% de los que ha bebido alguna vez termina estrechando la relación con la botella y necesita algún tipo de tratamiento para dejar de beber. Se estima que 3 millones de personas mueren al año en todo el mundo por su culpa.

3-Cocaína: Esta sustancia interfiere directamente con la producción y el comportamiento de la dopamina, y su uso prolongado puede destruir el circuito de recompensa del cerebro humano, una estructura que está detrás de la motivación. El consumo de cocaína dispara la dopamina, y hace sentir bien a quien la toma por ello. Por eso el 21% de los que la prueba termina convirtiéndose en adicto.

4-Barbituricos: Otra droga perfectamente legal son. Las benzodiazepinas, un medicamento que recetan los médicos como tranquilizante, pueden llegar a ser tan necesarias para el cerebro que los adictos pueden dejar de dormir y quedar atrapados en un estado de perpetua ansiedad, que les obliga a seguir tomándolos.

5-Nicotina: El principal ingrediente adictivo del tabaco funciona de una manera tremendamente rápida: cuando alguien la inhala, es absorbida por sus pulmones y de ahí viaja a toda marcha hasta el cerebro, en donde se interpone entre los neurotransmisores para generar la sensación de placer en quien la consume. Alrededor de dos tercios de las personas que prueban el tabaco se terminan convirtiendo en adictos que pasan a depender de forma diaria de este vicio, que mata a 8 millones de personas en todo el mundo al año de manera directa y a muchos más de manera indirecta.

Fuente y fotos de archivo: E.S.INICIATIVAS PERIÓDICO INDUSTRIAL

Comment here